Qué sucederá si rompo con Rajoy

¿Qué pasará con el PP si no voto a Mariano Rajoy?

Traicionando sus promesas y su programa, Mariano Rajoy ha roto los puentes con los electores que le votaron en 2011.

Y decisiones como aceptar a ETA en las instituciones, despreciar a las víctimas del terrorismo, mostrar una pasividad absoluta durante todo el proceso de puesta en marcha de la secesión de Cataluña, o incumplir la promesa de derogar la ley Aído, ponen en evidencia que entre Mariano Rajoy y José Luis Rodríguez Zapatero no hay ya ninguna diferencia ideológica sustancial.

Zapatero dijo:

“Cuando gobierna la izquierda hay que ir rápido. Lo que hagamos ahora quedará y nadie lo va a cambiar”.

Y así ha sucedido.

Pero si no vuelves a votar a Mariano Rajoy conseguirás:

  • Que desaparezcan Rajoy y los actuales dirigentes del PP, que son los que han traicionado la identidad y el programa electoral de su partido. Dimitirán o les echarán. Nunca más se volverá a hablar de ellos.
  • Que el Partido Popular inicie un proceso de regeneración para recuperar su identidad.
  • Que hagas historia y cambies España: porque semejante experiencia nunca será olvidada en la vida política española, y en especial en el Partido Popular. Todos sabrán que la traición al ciudadano se paga duramente y, por la cuenta que les traerá, nunca olvidarán la lección.
  • Si el Partido Popular no se regenera, estarás apostando por la consolidación de partidos nuevos que defiendan con nitidez los valores de la vida y la familia (VOX, Impulso Social, SAIN o quizás otro partido que pueda surgir en el futuro cercano) y que a medio plazo podría alguno de ellos reemplazar al PP, acabando así con la trampa del mal menor.
  • Por lo tanto, conseguirás que haya al menos un partido en España que defienda tus valores, la vida, la familia y la libertad, y que ofrezca una alternativa ideológica a la izquierda.
  • Y conseguirás derogar a medio plazo las leyes más perniciosas para los derechos fundamentales.

¿Qué me pasa a mí si no voto a Mariano Rajoy?

¿Qué podemos hacer los defensores de la vida, la familia y la libertad? Tenemos dos alternativas:

  1. Podemos seguir padeciendo el síndrome de dependencia del maltrato, seguir comportándonos como esclavos de Mariano Rajoy. Podemos confirmarle a Rajoy, a Arriola y a toda la clase política, que no nos tienen que escuchar, ni tienen que hacernos el mínimo caso. Porque aunque nos maltraten, el miedo nos puede. Nos ata con una cadena a Rajoy. Una cadena que es muy fácil de romper, pero que no rompemos por miedo al lobo de la izquierda.
  2. O podemos romper la cadena y recuperar nuestra libertad. Libertad de conciencia. Libertad de voto. No votar el mal. ¡Votar el bien! En definitiva, vivir libres.